Noticias

Reino Unido acusa a Rusia por atentado contra ex expía ruso

Reino Unido acusa a Rusia por atentado contra ex expía ruso

El Gobierno del Reino Unido responsabiliza directamente al Presidente de Rusia Vladimir Putin por ordenar el envenenamiento del ex espía ruso Serguéi Skripal y su hija Yulia, ocurrido en la población de Salisbury, al sur de Inglaterra, lo que ha sido calificado por la Primer Ministra Theresa May como un ataque directo a su país, por lo que su gobierno ha decidido expulsar a 23 funcionarios diplomáticos así como suspender cualquier intercambio bilateral a nivel oficial.

Rusia ha negado airadamente su responsabilidad en el hecho y ha exigido a Londres que presente pruebas. Asimismo, ha respondido de igual forma, expulsando a 23 funcionarios diplomáticos británicos que se encuentran en Moscú y ha retirado el permiso para el funcionamiento del Consulado Británico en San Petersburgo, así como del British Council, y ha anunciado que se reserva el derecho a más medidas si el gobierno británico prosigue en las sanciones contra Rusia.

Serguéi Skripal, al igual que su hija Yulia, fue envenenado con una neurotoxina conocida como Novichok, de fabricación soviética entre los 70 y 80, y fue destruido, en teoría, más tarde por el gobierno ruso según información publicada por BBC. Sin embargo, el gobierno británico asegura que Rusia posee existencias de esta arma química de alta peligrosidad, considerada una de las más potentes en su tipo. Por su parte, el gobierno ruso insiste en que nunca han producido esa sustancia y que más bien podría provenir de otros países capaces de producirlo.

Para el gobierno británico, este caso se asemeja al asesinato del ex expía ruso Alexander Litvinenko, también ocurrido en el Reino Unido y que también produjo un agrio enfrentamiento entre Rusia y Gran Bretaña.

Comentarios