Cultura

El colegio en casa

El colegio en casa

Este mes niños y jóvenes retoman sus actividades escolares, unos vuelven a las aulas y otro se quedan en casa para cursar sus materias en familia. En países como en Canadá los padres tienen el derecho de decidir si quieren enviar a sus hijos a la escuela o proporcionarles ellos mismos la educación en el hogar, método internacionalmente llamado homeschooling.

Esta metodología puede ser cuestionada por unos y aplaudida por otros, hay quienes piensan que puede ser un tanto radical, pero todo depende de las razones que motiven a sus padres a tomarla. Como por ejemplo por circunstancias especiales de salud, que el niño o niña no se adapta o no supera la ansiedad de separarse de sus padres por alguna razón, los padres no están conformes con el programa educativo de las escuelas, por dificultades de aprendizaje del niño, motivos religiosos o geográficos (vivir muy lejos de una escuela).

En fin, sea cual sea la razón, esta modalidad tiene sus beneficios y también sus inconvenientes, veamos cuales son.

Entre las ventajas, es una educación completamente personalizada que va al ritmo de aprendizaje del niño y se adapta a sus intereses y talentos, al tener que aplicarse para cumplir con el programa se vuelve más responsable de su propia educación, y a partir de allí de su propia vida. Al liberarse de tensiones innecesarias como las tareas escolares, se puede concentrar más en el proceso de adquisición de conocimiento. Por otra parte los padres pueden estar seguros y tranquilos de la información que sus hijos están recibiendo y que no están siendo víctimas de acoso o intimidación escolar.

Como parte de las desventajas hay quienes afirman que el niño se puede aislar, impidiéndole tener un correcto desarrollo social. Al no tener compañeros de escuela, se priva al niño de otras experiencias y puntos de vista que pueden ayudarlo a desarrollar mejor su personalidad y adquirir herramientas de adaptación y flexibilidad que necesitará cuando crezca. Además se requiere que uno de los padres se quede en casa, y es necesario que el niño participe en otras actividades bien sean deportivas, recreativas o educativas para pueda interactuar con otros chicos de su edad.

La verdad es que la educación de los hijos es una decisión muy familiar y en el caso del homeschooling, más que una manera de estudiar, es un estilo de vida. ¡Feliz regreso a clases!

Comentarios