Noticias

Centroamericanos prefieren llegar a EEUU con la ayuda de coyotes

Centroamericanos prefieren llegar a EEUU con la ayuda de coyotes

Frustrado por una larga espera en México mientras tramitan su asilo en Estados Unidos, el salvadoreño Omar González, de 30 años, dijo que planeaba abandonar su solicitud y pagarle a un traficante de personas para que lo lleve en el peligroso viaje al norte a través de la frontera con Estados Unidos.

Hace cinco meses, González fue devuelto a la ciudad mexicana de Tijuana por autoridades estadounidenses tras pedir asilo en Estados Unidos bajo un programa lanzado por el presidente Donald Trump en enero, que obliga a los solicitantes a esperar en México mientras se procesan sus casos.

Pero muchos centroamericanos que esperaron durante meses en Tijuana se mostraron profundamente desanimados por el engorroso y prolongado proceso.

González fue uno de los 15 migrantes consultados que dijeron que abandonarían sus solicitudes de asilo y que, en cambio, cruzarían la frontera de manera ilícita con la ayuda de los tristemente célebres “coyotes”, porque sentían que el nuevo programa estaba diseñado para frustrarles el paso.

Una fotografía de un salvadoreño y su pequeña hija que se ahogaron tratando de llegar a territorio estadounidense desde México despertó el miércoles la conciencia mundial sobre los pasos desesperados que tomaron los migrantes.

Pero González dijo que a pesar de los peligros, no podía correr el riesgo de ser devuelto a Honduras porque una pandilla criminal había amenazado con matarlo a menos que pagara dinero por el “derecho” a tener abierta su tienda en San Pedro Sula, la capital hondureña del crimen.

“Ya no puedo esperar más, con ayuda de Dios y de mi familia me voy a aventar con ‘coyote’. No tengo otra salida porque si regreso a mi país me van a matar”, aseguró.

Comentarios